Historias para morirse (de risa): Antología de terror japonés Vol.1 Terror de leyenda

Estándar


Vale, todos hemos caído en ver películas de niños o adolescentes de dudosa calidad al repetir una formula una y otra vez, como las de terror.  También hay piezas excelentes, pero si en occidente el giallo, el slasher se vuelve repititivo a mi me hace retroceder.

En estos años se ha producido un boom del surgimiento en nuestras carteleras de películas de terror asiáticas. Por mi parte The Ring y Dark Water son las únicas que las veo potables. Entonces un buen día descubres Al final de la escalera y ya todo lo demás te parece que bebe de esta.

Pero me encantan las leyendas, los mitos de todas partes y cuando saqué prestado de mi biblioteca una antología de terror japonés en 3 volúmenes en DVD sabría que no sería la monda aunque puede que curioso.

Esta recopilación, Antología del Terror Japonés, resulta ser una recopilación de 12 historias, 12 capítulos de una serie del mismo nombre (asi traducida, no me preguntéis, que no sé lengua nipona), en que como muchas otras series de terror antes y después un presentador nos invita a ver y reflexionar en cada uno de los relatos al comienzo y final.


Estaba preparado para entrenerme un rato cada día (3 horas en total, uno por disco), cuando el primer fallo que tiene es algo que no ayuda a tomarlo en serio o evitar menos risas: doblada al castellano pero en versión original no tiene subtítulos. Para los freaks del japonés que quieran practicar muy bien pero tener que aguantar un doblaje que roza el de una película porno, le resta credibilidad.

Así que al empezar vemos a un japonés con bigotín de mediana edad que nos presenta historias en un plató a oscuras (no en plan miedo, sino de presupuestos mínimos) amplio pero solo con un asiento algo peculiar ondulado que vuelve a hacerme pensar que lo único que me da miedo es si me moriré atragantado de la risa (y hay que reconocer que es una muerte angustiosa irónicamente). Frases que seguro que entre la complejidad del idioma japonés no se puede traducir de una forma simplista y poco trabajadas en su trabajo en el estudio de doblaje nos hacen parecer sabias las frases de Ralph Wiggnum “Mi aliento de mi gato huele a comida de gato”.

A continuación la primera historia.

La mujer oso: Unas estudiantes deciden tomar de camino un paso subterráneo de la ciudad para volver a casa. En su primera visita leen un cartel que escrito a mano se lee “Alejaos de la mujer oso”. Como siempre una amiga es la que conoce la leyenda y otra es la ignorante (no conocer historias de terror parece ser que eres inculto allá), que trata de una mujer de pelo largo desaliñado (qué novedad) ocultando parte de su rostro y un manto andrajoso peludo y uñas largas que amenaza con un cuchillo cortarte nariz, orejas y dedos y en la otra mano un oso de peluche que se cae a pedazos.

En la segunda ocasión que cruzan después del típico susto y coincidencia que una mujer vaya corriendo con osito de peluche, es cuando más adelante si se topan de frente con ese ser terrorífico. Después de huídas, matar al guardia del peaje, introducirse al ascensor y atrape a una pero la deje vivir, esta se da cuenta el porque mata: corta dedos, nariz y orejas para obtener lo que más desea y rellenar el peluche, sortijas y todo lo que se pueda llevar de complementos.

Después de una historia con otra solución para salvarse bastante tonta (vale, leyendas occidentales pecan tambien de soluciones a simple vista muy idiotas pero en la mayoría es para hacer justicia a una muerte dolorosa o qué se yo), le dice a su amiga que se quite todos los anillos y pendientes, colgantes.

Dejan que ese ser se quede recogiendo sus pequeñas pertenencias, suben a un taxi y resulta que mueren al pararse el vehíchulo y darse cuenta que la amiga ignorante no se había quitado un colgante “de la suerte”. Triste ironía. Yno se olvidan del fundido a negro y gritos.

Yamamba: En esta segunda historia nos cuenta (sin olvidar a nuestro querido presentador del bigotín al comienzo) sobre la leyenda de Yamamba, un demonio femenino que vaga por los bosques profundos y sus victimas para matar o comer son personas extraviadas. Dos reporteros de una revista de la ciudad son mandados a hacer un reportaje de la leyenda de la bruja-demonio Yamamba. Los lugareños no quieren mencionar palabra alguna por temor a ser comidos y solo un monje les cuenta parte de la leyenda.

Este les dice tambien donde pueden encontrar más información en un templo y un enorme árbol que está al lado del santuario. Pasan casi todo el día de camino para encontrarse el gran árbol pero no el templo, anochece y encuentran cerca una casa de una joven y bella chica. Amablemente son invitados a pasar la noche.

La reportera se toma un baño cuando a su compañero (que nos recuerda a comienzo de historia que está recien casado=futura víctima), es asesinado. Ella sale de la bañera para tomar la cena que le sirve la amable jóven de la cabaña y empieza a comer un plato caliente recien hecho. Entre la verdura y cierta carne que se mete a la boca escupe un anillo de un tal “Yamagata”. Como no, debe ser de su compañero pero ella no parece importarle.

Por la noche encuentra a su colega de trabajo aunque muerto y en otra habitación, para descubrir que la dueña de la cabaña y hasta el monje son demonios Yamamba que (con cierto efecto morphing hace que Black or White de Michael Jackson siga pareciendo aun la bomba si lo comparamos) acaba con el final trágico que ella sera también devorada.

Nurarihyon: La tercera historia que contiene el disco óptico transcurre en una época de un par de siglos atrás en el Japón antiguo. En esta ocasión un niño y la madre (o sirvienta, no presté atención) son testigos de un ente bonachón aunque travieso, pero que ella no se fía un pelo por aquello del miedo a la muerte. Pero a la tercera visita por la noche ayuda a la pequeña familia a defenderlos de unos numerosos y peligrosos ladrones de poca monta, con efectos cutres de mandar ondas con las manos y hacerles volar hasta el estanque de fuera de la casa y de paso cada vez desvertirlos más (¿?) con cada choque. Pero uno consigue llegar hasta el niño aunque el espíritu consigue llegar a interponerse, el ladrón huye y este desaparece, dando a entender el fin de su cometido en la casa.

No sería menos cutre sino fuera por ese aspecto artificial de época antigua y que el espíritu llamado Nurarihyon sin sombrero alguno tiene una protuberancias a los lados de la cabeza que parecen dos tetas “despezonadas”. Si bien si promete terror, a mi me parece la historia menos terrorífica.

La lámpara de peonia: Vuelve a ser una narración de la época medieval en que un jóven samurai de poco prestigio ante los ojos del padre de su novia, cree haber sido engañado aposta por ella de que había muerto de enfermedad al visitarle acompañado de otra mujer con farorillos a su casa. Al tumbarse para darse arrumacos, llega su amigo rechoncho y pelado (que vivan los amigos feos y gorditos) para beber sake pero al escuchar hablarle en su casa supone que está con alguna chica. Al mirar dentro con horror ve como su amigo samurai está abrazando un esqueleto prestado de alguna escuela primaria pública para el rodaje del capítulo, representando que finalmente la novia si murió por enfermedad y le visita su fantasma y llevarle con él al más alla. Entonces decide protegerle pegando sellos de papel en todas las entradas de la casa y que ignore las súplicas del fantasma de su antigua novia. Ni que decir que el samurai ya había enamorado a una jóven y el fantasma en vez de dejarle en paz, decide que nadie puede más podrá estar con él y hace caerle en una trampa a su novio para entrar en la casa tomando la forma del amigo. El amigo llega a la mañana para celebrar el fin de la amenaza del fantasma tomando sake para darse cuenta que está su amigo muerto con el esqueleto de su novia muerta que está vestido como ella solía hacer.

Sin duda me pareció quitando lo cutre del esqueleto y las actuaciones de algunos personajes, la mejor historia con tono clásico de amor y fantasmas.

Mañana más. Hasta entonces no se pierden mucho… palabra.

“Usted cada día en la calle suele cruzarse con otras personas, y estas otras con otros” (Cita del presentador al terminar una historia de las anteriores citadas aqui). ¡Hostía no me digas!

Anuncios

»

  1. Pingback: Los números de 2010 del blog « Libro Rojo de la Frontera del Oeste

  2. Tio no se para que te pones a criticar cine si nisiquiera sabes que ves… dedicate a jugar al wow y deja el “cine” tranquilo.

    Si bien no disponen de gran presupuesto para crear los efectos “megaguays” que ves en star wars la idea no es que parezca todo super currado, si no de dar a conocer a la gente las leyendas y mitos japoneses que mas han marcado, en cuanto al formato vendria siendo lo que aqui los otros limites o mas alla de la realidad, cutres a nivel de efectos especiales pero con una profunidad que la gente como tu que solo espera grandes dispendios visuales no logra entender.

    Espero que no te siente demasiado mal, almenos espero que te siente menos mal que ami tu critica sin sentido hacia una pequeña gran obra que nos acerca a la cultura del terror asiatico mucho mejor que cualquier “maldicion” “the eye” “the ring” o mierda de los hermanos pan entre otros pseudo directores de “moda”.

  3. A ver he visto películas de terror asiáticas, me encanta el folclore internacional pero si llego a gastar 50-60 euros en este pack y no prestado de la biblioteca… ¿Acaso has leído que la edición no tiene subtítulos en castellano y debes aguantar el cutre doblaje en español de nivel porno?

    Y no, no es la verdad universal, es mi opinión personal. Si a ti te gusta pues me alegro. Pero al igual que otras series de terror, me parecen la mayoría igual de tontas, pero vuelvo a reincidir que doy a entender que encima está traducida y doblada con pocas ganas. Si tu le das un sentido a los monólogos del presentador del bigotín, pues que te contraten en el estudio del doblaje y les mejoras su traducción, porque no me pude tomar en serio en cosas.

    Además si, crítico cosas pero tu te ciegas y no citas las cosas que sí me han gustado…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s