Semana del sueño y pesadilla. (6): Pesadilla en Elm Street 5, y por el bebé te la hinco (la cuchilla).

Estándar

Llegando a la penúltima parte de la saga del más famoso asesino de Elm Street del cine, he de decir que no puedo opinar objetivamente. Después de la 1, la 3, la 5 es mi preferida. Quizás es por ser una continuación de la anterior pero recordando de nuevo el origen bastardo de Freddy, Amanda Krueger y porqué no decirlo, la mejor protagonista de la saga después de Nancy en la tercera.

Pesadilla en Elm Street 5 (1989, Stephen Hopkins): En esta ocasión Freddy vuelve por su vena Okupa: meterse en los sueños del futuro hijo de Alice. Después de casa de Nancy que ya definitivamente tiene un aspecto a su modo de vista psicópata, solo faltaba un bebé.

Recuerda verla en VHS y tenerla en propiedad, y solo por su comienzo de la escena del manicomio y Amanda Krueger, el paralelismo del parto de Alice y la madre de Freddy me parece aún interesante de ver.

Los nombres de Lisa Wilcox y Robert Englund a comienzo de creditos serán los definitivos para acabar una vez por todas la saga comenzada por Freddy. Pues en la sexta última entrega supone un cambio de chica protagonista y la historia tiene otro matiz en cuanto a los sucesos siguientes en Springwood.  Aquí vemos el destino de Amanda, Alice y Freddy con su poder de conseguir almas.

Aunque sea una película de finales de los 80, me sigue gustando como querían transmitir con decorados, pocos usos de cromas, los mundos oníricos de cada uno de los personajes. Freddy va asimilando la casa okupada pero de vez en cuando surguen mezclas como Iglesia-calderas.

Homenajean el mundo del sueño de M. C. Escher, que por supuesto el clásico artista conceptual le dió una visión que recuerda a como hay entradas y escaleras a distintos lugares pero todos conducen a un lugar en sí, del sueño.

Freddy cada vez más se dejaba ver y disfrazarse solo para burlas, aunque también temer y pensar en algunos planes para que sigan soñando con el.

Si me gusta casi por igual la 5ª con la anterior entrega, ya he dicho que no es que sea muy objetivo. Al volverla a ver reconozco que manosean un poco la mitología de Amanda Krueger y la bastarda concepción de su hijo Fred, pero fue olvidada en la cuarta parte asi que quizás sea por eso que la asimilo de buenas.

También hay que mencionar que las entregas siempre se estrenaban un año siguiente. Tan solo fue retrasada un año más al ver el frio recibimiento de la primera secuela. Entonces del mismo Wes Craven pensó en Amanda, en un Freddy más sobrenatural y origen diabólico, su ansia a poseer almas y los chicos en vez de huir una vez visto la peligrosidad, poder usar los poderes que se obtienen en sueños.

Eso hace que esta quinta parte que ahora se habla en el post, para mi supone el final de las ideas evolucionadas por Craven y sus compañeros de guión.

Para la sexta y última parte comentaré el porqué aun teniendo escenas divertidas y queriendo darle un cambio total de protagonistas, fue un final para la saga un tanto desconcertante.

Y sí, “La nueva Pesadilla por Wes Craven” y “Freddy contra Jason” no las asimilo como parte de la saga. Pero no dejaré la oportunidad de comentarlas por aquí.

Anuncios

Un comentario »

  1. Lo del hijo estaba bien y la ambientación, pero lo del humor ya desfasaba un poco, eso sí, Stephen Hopkins siempre ha sido un directorcillo que me gusta bastante además a él le debemos el look de dos series como 24 y Californication.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s