Bodrio infantil (2): La maldición de Cathy

Estándar

Vale vale, no es una película expresamente para público infantil. Pero  viéndola de niño en VHS y siendo protagonista una niña, como todos sabemos, lo más terrorífico para una película de terror, queía comentar esta “joya” del vintage terror. O lo único que haré para celebrar el “Día de los muertos”.

Resumiré que hará 15 años más o menos encontre el VHS (no beta como indica la carátula escaneada por alguien en internet) en una cesta de cintas de oferta. Era entre esta y un documental que prometía mucho cutrerío sobre OVNIs. Ya se adivina cual elegimos.

Una bella niña.. ” (mmm, responda otra vez), “una inocente muñeca… ” (capitán obviedad!) “sus ojos matan”. (Ehhh, ¿a cuál de las dos se refiere?). Quién maquetó esta carátula le debo la vida, no hay nada como poner una captura de detalle del ojo rojo al lado del título (milagrosamente traducción fidedigna) y luego creo que ninguna de las dos presuntas imágenes de la contraportada del largometraje son del metraje o tal. Bravo. La guinda es la distribuidora ya inexistente seguramente: “Topacio Home Video”.

Siento no tener programa de editor de video y subir escenas, narrarlas por escrito no es tan genial como verlo en youtube. Haré lo que pueda.

Todo comienza en una oscura noche del año vigitidós en que un furibundo conductor llega a su casa nervioso buscando a su esposa, y encuentra sola a su hija y su muñeca de trapo horrible. Parece querer tranquilizar a su hija y preguntar dónde está su madre:

“Mamá se ha ido, y se ha llevado a George”

¡Tu madre es una perra!

Lo grande es que la escena viene contada así, me encanta como de pronto tranquilo y manso, a la respuesta de la hija en un segundo ya está de pie y rabioso con esta respuesta.

Como los nervios no son amigos de la conducción, la poca luz invernal no avistan hasta el último momento un conejo pasar por la calzada. El padre dá unos volantazos como quien conduce en dibujos animados o las películas de antaño con “la noche americana” de fondo y… se quedan en una pequeña pendiente. Ni choque ni nada, ni nada para darse un golpe en la cabeza. El coche empieza a incendiarse misteriosamente (vamos cutremente) por la altura de las ruedas, el padre sin saberse como ha quedado inconsciente de algun frenazo que no haya visto y dado con la guantera y la niña quiere despertarle ya que deben salir del vehículo para no quedarse “socarrats” por las llamas. Al acabar toda esta secuencia, también de créditos, vemos que el fuego ya está solo localizado en la cabina del coche. Misterios en la noche, dignos para Iker Jimenez.

Aquí la secuencia en versión al inglés:

Brian de Palma con su película Carrie no puede competir con este comienzo

30 años después ese niño, hermano de la fallecida Laura e hijo del iracundo mostachudo, ya con pelos en los bajos siendo marido y padre, decide volver a esa casa que tantos recuerdos le trae… del cuál abandonó con su madre. Le espera la ama de llaves y el jardinero Willy, digo Paul. Aunque también llamado Kenny por mi que luego explicaré el por qué. El doblaje también ayuda poco a no reírte.

Los dos personajes que mueren en toda la película y uno dos veces

Ella le pregunta la hora y el reponde que “las dos, dos y media… aproximadamente”. Al acabar de pronunciar la última palabra el actor de doblaje deja de poner la voz de anciano-borrachín de vino y da un canteo que siempre me hace reír.

En un minuto han dado datos como que la ama de llaves hace 3 décadas ya trabajaba allí, y que el matrimonio de George debe venir a esta casa y relajarse por alguna crisis que hubo en su familia al morirse el hijo pequeño. Ninguno de estas cosas son relevantes para la trama.

La niña protagonista con su madre en el asiento trasero, se despereza y vemos que una cama de dentro de la casa también se va retirando sin nadie dentro la manta… ¿Qué pinta una niña que no conoce a su tía prematuramente muerta para crearse esta unión paranormal? que si no, no habría película.

La niña decide investigar por las habitaciones hasta que encuentra una muñeca más tarde en el desván, la misma que llevaba la hermana del padre… que a su vez se debía haber quemado. A partir de ese momento serán uña y carne, para gracia y desgracia. Diálogos que no sé si es del guión o escritos de mala gana en el estudio de doblaje. Vemos que también sufrió crisis nerviosas la niña protagonista por la muerte del hermano, y la madre así lo recuerda:

(Padre) ¿Vistes como se comportó Cathy al entrar en casa? Lo agusto que está en un lugar que nunca había estado.

(Madre) ¡Quizás te gustaría saber que está haciendo allí arriba!

(Padre) ¿Qué quieres decir?

(Madre): George… ¡Te es-estás volviendo algo ri… dículo! Tu y yo sabemos muy bien que sufrió una crisis nerviosa. No es hereditario pero es así como te comportas. (heredar… ¿quién?) Analizas lo que Cathy dice o hace meticulosamente. ¡Es demasiado, George!

El padre sin poner mala cara de esta idiotez, dice que era por motivo de verla relajada en esta casa, que quizás se haya expresado mal… me parece que es la mujer que no sabe decir ni dos.

La madre al ver la gilipollez dicha, se abrazan sin química delante de la cámara y decide buscar a su hija en el cuarto que antes unas sábanas se movian solas, antes que diga la hija que no las ha tocado ella, se escucha la voz del padre “Vivian esto está hirviendo, ¿qué hago?” a lo que responde la mujer “Espera ahora tus mujeres van en tu ayuda”. Viva la paridad comunitaria.

Vemos que la relación de la hija es casí un complejo de Electra para la madre, pues al ser ella realmente la tocada por la presunta crisis, grita a la niña que deje de cantar o se esté quieta, teniendo unas 8 primaveras. Sin motivo alguno aparecen vecina de la zona con 3 pocos carismáticos niños que se han colado en el jardín una mañna y la madre desde el salón diciendo que algo o alguien estaba espiando desde fuera. Al día siguiente irán a jugar.

Es cuando poco antes que vengan que Cathy encuentra la dichosa muñeca y se cierre el vínculo “Cathy-Laura” para ¿vengarse? con niños, ancianos y médiums. En el mismo desván está el juguete maldito y un cuadro o foto de su joven tía muerta que vemos a primera vista en sus ojos de la imagen unos huequecillos que brillan, posiblemente unas luces verdes de navidad para una escena posterior.

Em compiso de miedo

La madre le replica que qué hace con esa muñeca asquerosa (lo más sensato de toda la película) y ya vemos que llegan los niños. La vecina otra vez de nuevo sin razón alguna se acopla a la casa con una amiga médium. Mientras juegan afuera los niños, Agatha la médium le ofrece un servicio gratis de revelar la historia de la casa con algun objeto, como la foto del iracundo mostachudo y la niña Laura, padre y hermana de George. Entonces empieza una rocambolesca escena donde la médium suelta frases del comienzo del film, del accidente y distintos actores de doblaje ponen la voz, pareciendo una ventrílocua mientras Cathy dice “jugar a accidentes” y clavando una aguja cerca del ojo a la niña vecina para que fuera más real.

“Ahhgh, no pensé que fuera tan efectivo el laxaanteeegh”

Los niños gritan, la madre vecina enfadada y que por suerte no vuelve a aparecer en la película. Vivian, madre protagonista, dice de ir a casa y Cathy le araña con la misma aguja que tenía en la mano, sonando un estridente sonido agudo propio de las pelis de esa década de los 70.

La doberman del jardinero Paul empieza a ladrar por la noche, por el tópico que los canes desde la distancia saben notar la presencia paranormal, y vemos un plano que después de reñir George que dejé de hacer ruido, patéticamente el encargado de grabación del doblaje de la película dejó la pista del ladrido descoordinada con la boca del cánido. Todo era por la niña que sin su muñeca parece tener, sufrir un ataque mongoloide de dar cabezazos no peligrosos a su almohada, mientras los padres parecian iniciar una relacion sexual de lo menos erótico vista la escena, donde torpemente George acaricia o soba sin ganas los pechos y vientre con la nariz a su mujer pero son justamente distraídos por los ladridos y la niña en modo “niña del exorcista-explotation”.

Esta almohada está más dura que una “preda”

Al día siguiente la madre debe hacer recados o qué se yo, deja a la hija al cuidado de la criada. Lo primero que hace Cathy/Laura/muñeca que subyuga al despertarse es  verse en un espejo de su armario el reflejo de su tía, como si de un doppleganger se tratara, sonando una mujer con eco cantando una nana espantosa, se escucha “Cathyy…” en susurro y desaparece el reflejo con el truco de toda la vida de “rec-stop-quitate-rec”. Baja al salón y con poder mental hace en añicos una figura decorativa preferida por su padre (¿pero no adora a su progenitor? es para que no haya barreras y le haga más caso, ¿no?).

Y esto son de los mejores efectos especiales de la película, imagina

Llega a la cocina y vemos otra descojonante escena donde la criada no se enterado de la “implosión” de la figura en el salón, y nos damos cuenta que es sorda además de ciega. Al poco de girarse ella tira el plato del desayuno a la pared de enfrente y la anciana mujer con tranquilidad dice “ya está” como creyendo que se ha caído y coje unos tres miseros cachitos dejando el resto en el suelo… no quiero imaginar como debe barrer la casa.

Bruta, ciega, sordomuda, torpe, testaruda es lo que me has convertido

La super criada encuentra la muñeca escondida detras de la cortina  y Cathy dice “déjame ir” apareciendo en la puerta de sorpresa. Un super efecto especial más hace las delicias para la risa, en que algun hilo hace ir de manos de la anciana a las de la niña, con sonidos idiotas por supuesto. Al final como ella es sorda le hace escuchar a traves de la muñeca un sonido de ondas de muy baja frecuencia aunque dolorosa para cuando retroceda caiga por la ventana ¿?

La policia llega y la madre ha visto la caída cutre de su empleada, quedando algo trastornada ya que su hija era presente en la habitación. Un inspector estilo Kojak pero en negro que tampoco será importante en la trama solo se interesa si la perra ladra por cualquier cosa, de sus amos hasta de un orondo policía.

Cara al sol con con…

Cathy parece triste por su madre afectada pero en un abrazo a su padre vemos que sonríe maliciosamente. Creo que nunca había visto ese arquetipo. Decide el padre entonces “cocinar”… un vaso de leche, unas tostadas untadas de alguna cosa y tortitas. Se nota que no pasó de sus conocimientos de niño para preparar algo en la cocina. La niña decide llevar esa suculenta comida pero antes de entrar en el cuarto vemos un uso despollante de stop-motion. Vean las 7 diferencias:

El desayuno de los campeones

Lo idiota es que luego entra y la comida no ha sido hecho (más) basura, en fin una escena gratuita sin más.

La madre se recupera de la crisis como para despertarse y empieza a ver que su hija aparece y desaparece de nuevo el truco de “rec-stop-quitate-rec”. Ella dice que deje de esconderse, cuando no le sorprende que su hija DESAPARECE y APARECE donde le plazca. Hay un terremoto localizado y provocado por la posesión solamente en la escalera y no vemos caerla, pero dado que la ambulancia esta fuera en siguiente escena nos lo imaginamos.

La hija se queda al cuidado del jardinero Paul y de pronto se quiere apalancar de nuevo la médium Agatha en su casa. Pero el jardinero que es un borrachín, la asusta haciendo que huya de la casa, mientras la niña le incita a que beba más, insultándola con cosas como “vieja sorda y gafotas”, escalofriante. En la cocina vemos una truculenta escena de terror.

Hace que tenga alucinaciones como que de un cajón de la mesa que está apoyado, enfrente suya haya serpientes, ratones a sus pies y una tarántula en su hombro… es como la tradición de bichos en saga de Indiana Jones pero con mucho menos presupuesto.

La perra “Nickles” muere de forma misteriosa, el borrachín esta deprimido e intenta no beber aunque no lo consigue y ya pirípi intenta quitar la muñeca a Cathy, aunque al rozarla solo hace que tenga una herida feota en su mano, vomite algo raro y quede como sin vida tumbado en la nieve.

Ya lo decían en catequesis que cuidado con tocarse

“Corten, ya tenemos la segunda muerte, aunque deberíamos poner alguna más… levántate y a la próxima vez si la espichas”

Se queda sola en casa al parecer que Paul borrachín ha muerto (aunque no es así) y la pesada de médium llama a casa por si esta vez si encuentra a la madre para charlar del tema de la historia trágica de esa casa. La muñeca y fantasma tiene poderes como hacerse pasar por Vivian y poner su voz. Al llegar a casa escucha de nuevo la voz de la madre y que suba al desván, allí esta Cathy con la muñeca (no falta la típica escena de un sillón que se gira para hacernos descubrir la presencia de lo maligno), un cuadro de su tía que se iluminan los ojos por luces verdes de navidad y vemos otra escena que pone los pelos de punta.

“Mirad los estragos de la eedaad”

Si, aparecer una aparición de la médium (aún) más vieja y que huya de la casa y no cuente nada. En fin.

“Hola artemaníacos, si quereis gastar una broma a vuestra madre, hacedle creer que tiene sanguijuelas pintándole a brochas gordas negras por su cuerpo”

Resumo lo que queda de peli. De pronto aparece Paul de nuevo, esta vez no vemos morirle pero si lo encuentra la madre el cadaver. Antes ella volvia (en serio es una pesadez de peli) a tener un susto, una crisis al aparecerle sanguijuelas en la bañera. Paul decide esta vez por todas no beber y querer coger la muñeca al escuchar divagar a la madre que eso la hace ser cabrona su hija. Pero sale a la casa atemorizado, se escuchan gritos lastimeros y Vivian sale de la casa (tropezando justo antes de caer sobre el cuerpo) y ya por fín Paul muere.

Eso le pasa por ser tan “descarado”

La madre por fin en vez de desmayarse de nuevo como siempre, se enfrenta a la niña y destrozar su estúpida muñeca. Hay un forcejeo, el padre llega, y sólo, sólo por arracar un ojo del juguete la madre, ya se acaba todo…

De nuevo la exorcista-explotation aunque solo le ponen pegotes de puré de lentejas y listo, solo para representar una cara quemada…

Una película de terror de los 70 que intente beber de otras películas y tecnicamente sea tan cutre-salchichera, una niña que actua como el culo, sólo dos muertes (pese a que parezca morir a mitad de peli el jardinero) y escenas que me he saltado tipo “madre loca para el marido que ve a la hija normal porque trabaja mucho y no para en casa”.

Feliz día de los difuntos.

Aqui teneis la película entera en un canal en Youtube. Disfrutadla.

Otro día, otro bodrio infantil.

EDIT 2-11-11:

Acabo de encontrar una carátula que en la misma Amazon la venden como esta misma película. ¿Sera un fallo? ¿Mucha caradura en editar en DVD esta cutre pero entretenida película con una foto atrayente pero más falsa que 5 dedos en Mickey Mouse? Atentos:

Espectacular. Hasta me empieza a gustar terriblemente la carátula original en VHS.

Anuncios

»

  1. Pingback: Bodrio infantil (4): Titanic, la película animada « Libro Rojo de la Frontera del Oeste

  2. Pingback: Bodrio infantil (8): Psicosis II: El regreso de Norman « Libro Rojo de la Frontera del Oeste

  3. Pingback: Bodrio infantil (13): Amityville 4: La fuga del demonio « Libro Rojo de la Frontera del Oeste

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s