Bodrio infantil (7): Juego de supervivencia

Estándar

Como siempre, empiezo explicando como encontré el bodrio en cuestión. En el 95, o alquilabas, comprabas o lo más parecido a “bajarse” películas era tener un conocido que al sacar películas de videoclub o suyas propias con dos VHS se hacia copias. Este film en cuestión es una de las llamadas “películas de papá” en que hay clásicos de los 80 y 90, películas de acción. Si, aquellas que la revista Tiempo regala cada semana.

Al ser un crío de 10 años no conocía el conocido reparto que tiene. Ahora mismo el que me acordé fue del protagonista, papel que fue llevado por Ice-T, un conocido rapero de los 80-90 y en la actualidad manteniendo un renombre, además de una pequeña familia como un bulldog y una explosiva esposa llamada Coco. Pero sobre todo estos años para las nuevas generaciones en trabajos de doblaje en videojuegos, como el próximo Gears of War 3.

Pero si uno se fija en el cartel reconocerá actores que forman parte de la historia del cine de los 80-90 y así como yo mismo más patidifuso me quedo al recordar este producto.

En primer lugar vemos en primerísimo plano a Rutger Hauer en el cartel, siendo el antagonista principal. Gary Busey como bien sabe hacer en todas sus pelis: interpretarse a si mismo o mas de lunático propiamente. Murray o el resentido Salieri como un estúpido padre de un joven Mc Namara para que se haga en un hombre al cazar de una forma poco ortodoxa. Dutton y Mc Ginley completan el reparto de los antagonistas, cazadores de pordioseros, vagabundos que en este caso Ice-T es engañado para convertirse en la presa.

Antes que nada me entretiene y divierte este film. No tiene una factura totalmente de serie B de videoclub, salvo algunos planos, frases en diálogos y ciertas situaciones de la trama. Vamos tecnicamente no es malísima, tiene unos escenarios de parajes naturales de Norteamérica vistosos y sin ser de unas escenas que pasaran al Olimpo del cine lo peor son ciertas frases tajantes en conversaciones, algo de torpeza en secuencias y como no el ver a un par de actores de películas oscarizadas poniendo caretos o diciendo estupideces.

Todo comienza con una atropellada escena que intercala una caza en unos alejados bosques de la civilización estadounidense, con un barrio de clase baja de capital norteamericana que nuestro amado protagonista pierde a su gran amigo Mingo (un perro) al ser atropellado por un estúpido taxista mientras en los bosques una saeta atraviesa el pecho a un pobre infeliz de pintas estúpidas que era perseguido por un grupo de hombres.

Que la película empiece con un extra tirando basura sin ganas a un cubo, cayendo la mayor parte al suelo, es una clara metáfora de lo que verás a continuación.

Mason, el vagabundo protagonista, entierra su perro en un solar de desguaces y habla con su amigo y compañero de vida errante de mucha más edad de diversos temas. Hank, como así se llama su colega, intenta animar al prota que debe seguir adelante y hasta que no muera, hará lo posible para que vuelva al buen camino.

En una noche lluviosa roban carne de una factoría cárnica, viene un policía y al estar el amigo anciano fuera de la verja empieza a apalizarlo (otro indignado más). De allí que el prota suelta un monólogo estúpido, con la voz recurrente de James Woods o Pan de molde en la televisión, muy poca emoción y es de risa:

“Tiene razón, alguien va a morir esta noche, y ese vas a ser tu. Vas a ser tu, maldito cabrón. Sí, tu, aunque quizás lo seamos todos, no sé. ¡Sí! ¡Muramos todos! Eres un loco hijo de puta pero no te servirá, te meteré la porra por el culo y lo dejaré como un polo ¡maldita sea! Te vas a enterar, te gusta pegar a los viejos ¿eh? Te romperé la cabeza y te mandaré al infierno. ¿Te gustaría eso, eh, te gustaría? ¡Vamos lárgate antes de que rompa tu maldita cabeza!

(Policía con tendencias asesinas a vagabundos escapándose): ¡Estás loco!

El anciano muere a la mañana siguiente después de una cena con colegas de la calle al compartir la carne robada, con otra joya de frase de Mason: “¿Viejo, por qué has muerto?” Bueno, era ya anciano…

Lo entierra al lado del perro y un rubenesco hombretón de piel oscura (S. Dutton), voluntario a repartir comida a los pobres le dice de ayudarle a tener un trabajo. Anteriormente no falta las clásicas escenas con un plano desde el coche como había espíado al prota bajando y subiendo cristal de la puerta del coche. Le ofrece una tarjeta aun a regañadientes Mason, para que visite a un empresario que pide persona para ayudante en una cacería (la trampa está servida).

Al llegar a ese apartamento vemos a un rellenito Rutger Hauer con melena sobre algo de calva, barba cortadita y sentado enfrente de una mesa de despacho mirándole de forma tranquila usando un cortaúñas. Le pide que para el trabajo tenga resistencia, prueba una máquina para ejercicio de correr y de forma vergonzosa vemos a Hauer tener un loro apoyado en su brazo, en cutre homenaje a escenas de aves en Blade Runner.

Total, es contratado y con avioneta marchan a unos terrenos naturales de bosques de Oregón. Otra avioneta llega y aparecen el resto de cazadores.

La película es normalita y algunas frases risibles pero en este momento empieza lo delirante.

“Comamos y seamos felices”

Gary Busey tiene un monólogo y siendo psiquiatra, de niño mató con sus manos a su “Principe Henry”, un perro fiero con los petardos. Vamos como siempre este actor de chiflado psicópata. Además le hace mirar al cerdo que están comiendo y mire sus pequeños ojos brillantes.

Pero más incómodo es ver a Hauer con un pequeño monólogo que disfrute de lo que come, lentamente, bla bla:

Ahora uno entiende el porque tanta desolación y llorar en la lluvia.

A la mañana siguiente le despiertan con armas en mano para que tenga una ventaja de unos minutos mientras ellos desayunan tranquilamente. Vemos que el hijo de Murray Abraham en la película duda de tal idea, el loquero sediento de matar. El negro que encontró a Mason es el típico personaje que consigue rastrear a la presa humana porque sí, diciendo frases como “Hasta Stewie Wonder podría seguirlo” e intuyendo si ha ido por un camino u otro.

Empiezan las incoherencias, como el ir sobre ruedas y el protagonista consigue llegar de nuevo a la cabaña si rodeándolos o qué. Hauer y su socio negrete se alegran que sea distinto a las otras víctimas, tan impredecible. Mason va en busca de armas, y una habitación estaba cerrada… para luego encontrar esto:

Lo grande es el espacio reservado para la cabeza de Mason, me recuerda al gag de dibujos animados que ya tienen preparado el plan de cazarlo y colgar su cabeza cercenada.

El hijo no es tan maricona salvando a su padre de la trampa del incendio, los malos son tontos sin oler el queroseno y Busey protagoniza uno de los fallos de la película que hasta hoy no me enteré, cuando hace 15 años que la habia visto ya.

Al parecer la cabaña tiene puertas inteligentes, cerrándose como corta-fuegos después de ser plenamente abiertas.

Lo lanza en la casa, muriendo en explosión de llamas, se escapa y consigue más tarde atrapar a uno de los cazadores que le miraba de forma extraña desde que llegó. Resulta que un pordiosero tambien mestizo y con rastas asesinó a su hija pequeña y al comprobar que no es él, Mason explica que si se tachaba de culparse de matar a su familia es debido a su vida de antes de ser vagabundo. Cuenta que eran pobretones, viviendo en unos pisos gratis al ser él que se encargaba de chapuzas pero como se caía a pedazos y los encargados de la vivienda no hacían caso, un día llegaba a casa y había un gran incendio, de allí que tambien al comienzo de peli veíamos piel quemada en su espalda. Todo este monólogo es risible cuando habla de que no se podía hacer nada pero el tampoco tuvo tiempo a repararlo. Vamos por alguna forma tenían que explicar porque vaga por las calles.

Eso cuesta a la vida al hombre ya que sale ileso del rapto, quiere volver  a su casa pero el negro rastreador se lo carga de forma ochentera, con un primer plano del disparo a la frente.

Le siguen y prepara una trampa más, en esta ocasión trunca el vehículo del negro rastreador para que haga contacto y explote, de forma patética sigue hablando al poco de volarse sus piernas y que deberían traer el próximo chicas (en eso estoy de acuerdo, una película todos protagonistas masculinos, solos en un bosque es raro de cojones). Otro detalle triste que Hauer mata para que deje de decir memeces a su socio con sus manos y especialmente sus dedos, con otro desmerecido homenaje a Blade Runner de nuevo.

A partir del minuto 10:45

“Tenemos a Rutger, aprovecharemos para hacer homenajes a la película de Ridley Scott”.

Otra baja más, vaya lunáticos cazadores domingueros de la ciudad están hechos. En la siguiente es la torpeza del más joven del grupo. De forma otra vez cartoonesca, el prota consiguió un arma, dispara todo los cartuchos en un tronco de árbol que coincide el poder pasar el precipio pasando por él. Pero es otra maniobra para despistar, espera que vayan cruzando y empieza a tirar piedras al lider pero el hijo del rico de Wall Street es un torpe y cae al vacío por su ineptitud, con una escena (otra más) desorinante, de un montaje de coña que encuentras en internet:

Y pensar que este otro actor con grito espantoso hizo de Salieri en la gran Amadeus. Cosas del cine.

Recemos por la gran pérdida de este necesario personaje en la película:

A punto de acabar la película, Mason mata de forma directa al padre vengativo (o gilipollas y chiflado de llevar a tu hijo una cacería humana y culpar al vagabundo queriéndole matar, que su hijo patoso caiga al vacío), de forma desesperada rompiéndole el cuello (algo que el psiquiatra le gustaba tanto) y sigue motorizado al antagonista principal pero es una trampa con un avión sin piloto para que Hauer dispare y explote y se escape con otra avioneta.

El porqué antes estaba herido de una bala y sobrevive una explosión Mason, es estúpido, pero luego vemos una situación más estúpida:

FINAL

Es de bien conocido que es una panorámica de Philadelphia y no Seattle. Puede que Homer no fuera tonto y hubiera visto la película y le viniera a la cabeza.

krusty krusty2 krusty3 krusty4

Pero lo más incoherente es que pasan solamente 3 días, Hauer decide disfrazarse de cura (ortodoxo o no se que cosa) y esta vez está en la jugla de cristal, metal y cemento. El que le acecha es Mason en la oscuridad…

¿Como cojones llegó a la civilización? ¿como sigue vivo si estaba herido? y por supuesto ¿como ha encontrado al malo?

Nada de eso se responde, digno de sacar una enciclopedia para resolver dudas y después de apalizar y no matar al malo, mientras se aleja de forma molona, ha dejado un arma con trampa. Resulta que su amigo anciano le aconsejaba que al encontrar un arma comprobara el cargador o le podría petarse en su cara.

¿Tabaco tapona la salida de una bala? venga hombre. Lo mejor es que el prota no gana nada. Se convierte en un asesino en gran parte pasivo o indirectamente. Seguramente Jacob lo reclutará para proteger de algo.

BONUS TRACKS

Modelitos y disfraces de Rutger Hauer en la película.

MUERTES:

-Mingo, perro atropellado (no se ve pero se intuye).

-Pordiosero en el bosque (atravesado por una saeta de ballesta).

-Hank (muere… porque es viejo).

-Psiquiatra chiflado (La incoherencia es que el prota haber perdido familia de un incendio, provoque uno. De forma indirecta hace que el loquero caiga en el destino de ser “socorrat” al cerrarse una puerta de forma inexplicable y lo introduzca en una ventana a punto de explotar la cabaña).

-El magnate pesado de hija asesinada por pordiosero como el prota (tiene el fallo común en futuras víctimas de sus amigos, y es no seguir con el plan, esta vez por el negro rastreador un tiro entre ceja y ceja).

-Negro rastreador (esta vez de muy mala leche Mason provoca una combustión explosiva al trucar su vehículo, pero es asfixiado por Rutger).

-El niñato del jefe gordo de Wall Street (se distrae al ver piedras caer más adelante y resbalar en el tronco talado por Mason).

-El padre del anterior niñato (es la muerte más directa al ser retorcido su gaznate como una gallina por Mason aprovechando la oscuridad y enfrentarse cara a cara).

-Hauer (por una pizca de gramos de tabaco en la recámara).

C’EST FINI

ABSUELVO ESTA PELÍCULA, A RUTGER HAUER, A F. MURRAY ABRAHAM…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s